9 dic. 2011


Mi ser henchido de barcos blancos.

Mi ser reventando sentires.
Toda yo bajo las reminiscencias de tus ojos.
Quiero destruir la picazón de tus pestañas.
Quiero rehuir la inquietud de tus labios.
¿Porqué tu visión fantasmagórica redondea los cálices de estas horas? 





(...)


correr no sé donde
aquí o allá
singulares recodos desnudos
basta correr!
trenzas sujetan mi anochecer
de caspa y agua colonia
rosa quemada fósforo de cera
creación sincera en surco capilar
la noche desanuda su bagaje
de blancos y negros
tirar detener su devenir.



 Alejandra Pizarnik 




3 comentarios:

  1. Alejandra siempre hermosa...Pero ese primer verso, ese ser henchido de barcos blancos, me conmueve. Bico, Nica

    ResponderEliminar
  2. bellisimos... ese correr no se donde aqui o alla... (suele pasarme).

    Besos.

    ResponderEliminar